Casos de la vida real I

DIA 1.
Carlos y Mayerlin se conocen en un lugar cualquiera, intercambian números de cels, e-mails y demás.

DIA 3.
Carlos llama a Mayerlin. No le toma la llamada… tampoco devuelve…

DIA 5.
Mayerlin llama a Carlos para invitarlo a su fiesta de cumpleaños que será celebrado en un bar de moda de la capital y le dice que tiene que llevarle un regalo grande que no quepa por la puerta.

DIA 6. 9:30.p.m. Suena el celular de Carlos.

Carlos: Alo?
Mayerlin: Donde tu tá?? Ya son casi las 10:00 p.m. y quiero bailar contigo.
Carlos: Heyyyy. Ya estoy casi saliendo…
Mayerlin: Ah ok, no me hagas plancha que aquí no hay ni un peso pa pagar la cuenta.
Carlos: Si amor, no te preocupes que dentro de un rato estaremos bailando un merenguito pegaito. Pide tó que yo resuelvo cuando llegue.

DIA 10
7:30 p.m. Número desconocido para el cel de Mayerlin.

Mayerlin: Hello
Carlos: Mi amorsote, Como estas? Como te fue en la fiesta???
Mayerlin: Quien es?
Carlos: Carlos…
Mayerlin: Mira HDMM, a mi no me llames $#”%&/(¡!!!!!!

Nuestra amistad – Version Dominicana

Acabo de recibir esto por correo y lo comparto con ustedes que considero mis amig@s.

Quiero ser tu amigo.. para estar como el Banco Popular….. “siempre a tu lado”. Y que me tengas como el BHD… “donde tú cuentas siempre”; como la Cerveza Brahma… “para escuchar tu problema y compartir tu alegría”. Porque tú eres como la Cerveza Bohemia…. “Especial”. Y espero que me tengas como el Ron Brugal…. “contigo en todo momento”. Si recibes esto…. Eres como el salami Induveca…..
“Super especial”

De que vale?

De que vale,
que hayas terminado tu carrera?
que tengas un buen trabajo, una buena posición?
que tengas buen sueldo, vivas en una buena casa?
que tengas lo último en tecnología?
que tengas un buen vehículo?

Si a lo largo de tus estudios, no cosechaste al menos una buena amistad.
Si no tienes un buen ambiente laboral, ya que no te llevas con tus compañeros de trabajo.
Si después de un largo día de trabajo, no tienes a nadie esperándote para que le cuentes sobre las cosas que te sucedieron durante el día.
Si no tienes a quien darle las buenas noches, a quien abrazar a la hora de dormir.
Si no tienes a quien llamar para compartir tus alegrías.
Si no tienes quien te envíe una postal para desearte feliz cumpleaños.
Si no se te acelera el corazón, cuando esa personita especial esta online.
Si no tienes momentos KODAK que plasmar.
Si no tienes un co-piloto que te acompañe en al carretera de la vida.

Muchas personas a lo largo de la vida, se enfocan tan solo en el éxito profesional y se olvidan de fomentar relaciones con aquellos que le rodean (familia, compañeros de trabajo, pareja), y no saben de lo que se pierden.

Como me dijo Manuel Betances una vez: " y si llegas a la cima solo, quien tomará la foto??"

Casarse de nuevo…

Mis amigos separados no se cansan de preguntar como logré estar casado 30 años con la misma mujer. Las mujeres siempre más maliciosas que los hombres, no le preguntan a mi esposa como ella puede estar casada con el mismo hombre, pero sí como ella puede estar casada conmigo.

Los jóvenes son los que hacen las preguntas correctas, osea, quieren conocer el secreto para mantener un matrimonio por tanto tiempo. Nadie enseña eso en las escuelas, al contrario.

No soy un especialista en el ramo, como todos saben, pero dicho esto, mi respuesta es más o menos la siguiente: Hoy en día el divorcio es inevitable, no se puede escapar. Nadie aguanta convivir con la misma persona por una eternidad.

Yo, en realidad ya estoy en mi tercer matrimonio – la única diferencia es que me casé tres veces con la misma mujer.

Mi esposa, si no me engañó, está en su quinto matrimonio, porque ella pensó en agarrar las maletas más veces que yo.

El secreto del matrimonio no es la armonía eterna. Después de los inevitables encontronazos, la solución es ponderar, calmarse y comenzar de nuevo con la misma mujer. El secreto en el fondo, es renovar el matrimonio y no buscar uno nuevo. Eso exige algunos cuidados y preocupaciones que son olvidados en el día a día de la pareja.

De tiempo en tiempo, es necesario renovar la relación. De tiempo en tiempo es necesario volver a enamorar, volver a cortejar, seducir y ser seducido.

Hace cuanto tiempo ustedes no salen a bailar?

Hace cuanto tiempo no intentas conquistarla o conquistarlo como si tu par fuera un pretendiente en potencial?

Hace cuanto tiempo no hacen una luna de miel, sin los hijos eternamente peleando para tener su irrestricta atención?

Sin hablar de los innúmeros kilos que aumentaste después del matrimonio. Marido y mujer que se separan pierden 10 kg en un solo mes – por qué ustedes no pueden hacer lo mismo?

Imagínate que estás con una nueva conquista.

Si fuera una relación nueva, seguramente pasarías a frecuentar lugares nuevos y desconocidos, cambiarías de casa o apartamento, cambiarías tu vestimenta, los discos, el corte de cabello, el maquillaje.

Pero todo eso puede hacerse sin que te separes de tu cónyuge.

Vamos a ser honestos: nadie aguanta la misma mujer o el mismo hombre por treinta años con la misma ropa, el mismo labial, con los mismos amigos, con los mismos chistes.

Muchas veces no es tu esposa que se está poniendo fastidiosa y vieja, eres tú, son tus propios muebles con la misma curtida decoración.
Si te divorciaras, seguramente cambiarías todo, que es justamente uno de los placeres de la separación.

Quien se separa se encanta con la nueva vida, la nueva casa, la nueva urbanización, un nuevo círculo de amigos.

No es necesario un divorcio litigioso para tener todo eso. Basta cambiar de lugares e intereses y no acomodarse.

Eso obviamente cuesta caro y muchas uniones se quiebran porque la pareja se rehúsa a pagar esos pequeños costos necesarios para renovar un matrimonio.

Pero si te separas tu nueva esposa va a querer nuevos hijos, nuevos muebles, nuevas ropas y además tendrás que pagar la pensión de los hijos del matrimonio anterior.

No existe esa tal “estabilidad del matrimonio” ni esta debería ser anhelada. El mundo cambia, y tú también, tu marido, tu esposa, tu urbanización y tus amigos.

La mejor estrategia para salvar un matrimonio no es mantener una “relación estable”, mas sí saber cambiar juntos.

Todo cónyuge necesita evolucionar, estudiar, especializarse, interesarse por cosas que jamás habría pensado hacer al principio del matrimonio.

Tú haces eso constantemente en el trabajo, por qué no hacerlo en la propia familia? Es lo que tus hijos hacen desde que vinieron al mundo.

Por lo tanto, descubran la nueva mujer o el nuevo hombre que vive a su lado, en vez de salir por ahí intentando descubrir un nuevo par.

Tengo la seguridad de que sus hijos los respetarán por la decisión de mantenerse juntos y aprenderán la importante lección de cómo crecer y evolucionar unidos, a pesar de los inconvenientes.

Peleas y discusiones siempre ocurrirán: por eso, de vez en cuando, es necesario casarse de nuevo, pero intente hacerlo siempre con el mismo par.

Mucho éxito!!! =)

de Arnaldo Jabor