No preguntes Por qué? sino Para qué?

Casi siempre cuando nos sucede algo que no es de nuestro agrado, nos preguntamos Por qué?.. y lo hacemos con enfado, disgusto, coraje,  frustración y hasta cuestionamos a Dios.

Hace un rato en mi timeline de twitter leí esta frase :

Con cada golpe o caída que Dios permite que nos pase, es con el único propósito de mostrarnos una nueva forma de levantarnos.

Es por esto, que en ves de gastar toda nuestra energía preguntandonos el Por qué?, enfoquemosla en encontrar cual es el propósito des este tropiezo, que quiere Dios que aprendamos de esto.. y lo mejor de todo es que lo aprendido, lo pongamos en practica.

A veces es díficil mantener una actitud positiva frente a las adversidades, pero intenlo… Nadie sabe, si después de esto llega algo mucho mejor.

 Recuerden estas frases:

«No hay mal que por bien no venga»
«Siempre es mas oscuro cuando va a amanecer»

 

Happy Weekend!!!!!!!